Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado

Estrategias de Marketing2.002 lecturas

Siguiendo con la serie de posts dedicada a la aplicación de las mejores técnicas del Marketing, la Comunicación y la Publicidad para la búsqueda de empleo, hoy veremos cómo podemos utilizar los distintos métodos y herramientas que se engloban en el área de la Investigación de Mercados con el fin de aumentar nuestras posibilidades de encontrar trabajo.

La Investigación de Mercados puede definirse como cualquier esfuerzo organizado para recopilar información sobre los mercados o los consumidores. Dado que los estudios de mercados tienen la consideración de elementos básicos dentro del mundo de la estrategia empresarial, ¿por qué no emplear las técnicas propias de este área del Marketing en la búsqueda de empleo?

1.- ¿Qué temas y cuestiones voy a incluir dentro de mi estudio de mercado?

En todo proceso de investigación de un mercado hay que realizar dos estudios: el de los potenciales consumidores y el de la competencia. En tu caso, dado que lo que lo que persigues es hacerte un hueco en el mercado laboral, en primer lugar tendrás que estudiar a las empresas en las que te gustaría trabajar, así como a las personas que tendrás que convencer para que te contraten. Por otro lado, deberás analizar a tu competencia, es decir, a los posibles candidatos que se presentarán a las mismas ofertas de trabajo que tú.

i.- Analiza al “consumidor”

En el mercado hay miles de empresas a las que puedes dirigirte, pero sólo unas pocas cumplen con dos características: 1) tienen la necesidad de cubrir un puesto de trabajo que encaja con tu perfil y 2) ofrecen unas condiciones laborales que coinciden con tus expectativas. De este modo, tendrás que segmentar a las compañías y recopilar información exclusivamente sobre aquellas que cumplen las dos condiciones citadas anteriormente.

Por otro lado, sería interesante que obtuvieses datos sobre los gustos y preferencias de las personas que te van a entrevistar. Por ejemplo, si durante el proceso de selección vas a tener una reunión con un hincha declarado de un determinado club de fútbol, tal vez no sería buena idea que tratases de romper el hielo haciendo alusión a la paliza que le acaba de pegar su equipo rival.

ii.- Estudia a tu “competencia”

Antes de lanzarte a enviar CVs deberás conocer, en primer lugar, cuál es el perfil medio de las personas que, potencialmente, podrían hacerte la competencia a la hora de conseguir el puesto de trabajo en el que estás pensando. Esto te permitirá conocer cuáles de tus habilidades están por encima de la media (con el fin de destacarlas o potenciarlas) y en qué aspectos flojeas más en relación a otros candidatos (para corregirlos o no tenerlos tan en cuenta, por ejemplo, al elaborar tu carta de presentación).

2.- ¿Dónde puedo encontrar la información que estoy buscando?

Una vez que tenemos claro qué es lo que estamos buscando, hay que ponerse manos a la obra. Afortunadamente, gracias a las recientes mejoras introducidas en los buscadores como Google, Yahoo! o Bing, así como la popularización del uso de los social media, la búsqueda de información se ha simplificado mucho en relación con la era pre-Internet.

Vamos a echar un vistazo a diferentes fuentes de datos de las que podremos extraer información tanto de nuestro “público objetivo” como de nuestra “competencia”.

A.- Portales de búsqueda de empleo. Sin duda alguna, estas plataformas son excelentes puntos de partida para comenzar con tu análisis. En páginas como Infojobs, Monster, CareerBuilder o Infoempleo, podrás localizar empresas que demanden trabajadores con tu cualificación. Por otro lado, podrás acceder a estudios sobre la situación de la oferta y demanda de empleo en todo tipo de sectores y las áreas de actividad con mejores perspectivas a corto y largo plazo. En otras palabras, no te limites a subir tu CV y apuntarte a toda oferta que se ponga a tu alcance; aprovecha la valiosa información que puede encontrarse en este tipo de páginas web.

B.- Buscadores. Aunque mucha gente tiene la sensación de que los portales de empleo tienen en sus bases de datos la mayor parte de las ofertas existentes en un momento determinado, la realidad es que la inmensa mayoría de los trabajos disponibles no están recogidos en estas plataformas. Pero, por fortuna, es bastante habitual que las empresas con página web propia tengan una sección en la que informen sobre sus necesidades de contratación y las condiciones que deben cumplir los candidatos. Si realizas una búsqueda en Google como “trabajo en agencia de publicidad Madrid”, verás que las primeras páginas de resultados están copadas por plataformas de empleo pero, a partir de la décima página, puedes encontrar enlaces a agencias de publicidad madrileñas que han publicado posts en los que informan que necesitan incrementar su plantilla.

Por último, es recomendable que utilices dos o tres buscadores para encontrar empresas concretas en las que te gustaría trabajar, e indagar si están pensando en ampliar su plantilla. Por ejemplo, puedes emplear el término de búsqueda “empresa de ingeniería naval en Vizcaya” para ver las diferentes compañías que operan en este área de actividad, dentro de dicha provincia.

C.- Metabuscadores de empleo. Estas plataformas, como Trovit Empleo o Job Rápido, indexan las ofertas de trabajo de múltiples portales de empleo. Utilizando estos agregadores podrás obtener una gran cantidad de información de forma rápida y sencilla, ahorrando tiempo y accediendo a datos publicados en portales de búsqueda de empleo poco conocidos.

D.- Redes Sociales. Cada vez se pueden encontrar más ofertas de trabajo en las redes sociales y no sólo en aquellas centradas en el networking, como LinkedIn.

Por ejemplo, la cuenta de Twitter @quieroempleo (promocionada por la red de Cámaras de Comercio de España), ofrece información sobre todo tipo de ofertas de trabajo. Por otro lado, perfiles como @bolsatec o @Wiseri tuitean ofertas de trabajo exclusivamente para sectores concretos (en este caso, los relacionados con tecnologías de la información y comunicaciones). También puedes utilizar el buscador de Twitter para enterarte de la existencia de puestos de trabajo en lugares específicos (por ejemplo, puedes buscar “trabajo diseño gráfico Barcelona”). Asimismo, puedes crearte una lista en Twitter, incluyendo las cuentas de las empresas que te interesan, con el fin de enterarte de la existencia de puestos vacantes y otra información de relevancia.

Por otro lado, puedes utilizar las redes sociales para conocer un poco mejor a la persona que te va a entrevistar, echando un vistazo a su cuenta de Twitter o a su perfil de LinkedIn. De este modo, descubrirás cosas muy interesantes sobre sus gustos, necesidades y preferencias.

Por último, puedes comentar en tu cuenta de Facebook o Tuenti que estás buscando empleo. Seguro que alguno de tus amigos o conocidos podrá echarte una mano suministrándote información muy valiosa, de primera mano.

E.- Ámbito offline. Aunque Internet es una de las mejores fuentes para encontrar información, también puedes descubrir cosas muy interesantes acudiendo a organismos públicos (como cámaras de comercio o ayuntamientos), quedando para charlar con un conocido que trabaje en un sector de tu interés o asistiendo a eventos y ferias profesionales.

En resumen, busca de forma activa y no te centres exclusivamente en los portales de empleo. Si te limitas a apuntarte a las ofertas de trabajo de estas plataformas, estarás haciendo lo mismo que la mayoría de los candidatos y te perderás un montón de información y datos interesantes.

3.- Localiza nichos de mercado con dificultades para encontrar profesionales

Como vimos en el primer post de esta serie, antes de comenzar tu estudio de mercado, tienes que haber encontrado tus puntos fuertes y débiles y establecido tus prioridades. Tras analizar qué es aquello en lo que destacas y cuáles son tus límites, puedes realizar una investigación para encontrar “nichos de mercado” con falta de profesionales. Por ejemplo, si tus padres emigraron desde Corea y dominas el coreano, seguramente tendrás más posibilidades que la media de encontrar trabajo en una multinacional coreana.

Por otro lado, puede ser interesante que recibas una pequeña formación, con el fin de especializarte en áreas en las que se precisan combinaciones de habilidades poco frecuentes. Por ejemplo, es muy difícil encontrar personas con altos conocimientos en materia de finanzas y que, al mismo tiempo, tengan un nivel de redacción excelente. Si eres economista, tal vez asistiendo a unos talleres de escritura puedas encontrar trabajo en departamentos de comunicación de grandes bancos o en revistas especializadas en mercados financieros.

4.- Monitoriza

Además de buscar de forma activa, la tecnología actual te permite monitorizar de forma sencilla todo tipo de términos y variables en Internet, ayudándote en tu búsqueda de información. Por ejemplo, puedes utilizar Google Alerts para enterarte de la existencia de puestos vacantes en un determinado sector o recibir noticias que te puedan interesar (por ejemplo, la apertura de un centro comercial cerca de tu lugar de residencia).

Asimismo, puedes encontrar cosas muy interesantes monitorizando hashtags en Twitter como: #trabajo, #empleo o #programador.

5.- Crea tu propia base de datos

Todos los datos que has recopilado no sirven para nada si no los ordenas de forma lógica con el fin de utilizarlos en el futuro. Para recoger toda la información en un mismo documento, puedes elaborar una tabla (en una hoja de cálculo) en la que introducirás los datos más importantes de las empresas con las que te gustaría contactar y toda la información relacionada con los procesos de selección en los que participes (como las personas contactadas, las referencias de los emails enviados o tus impresiones sobre las entrevistas que vayas realizado).

Este archivo será imprescindible para hacer un seguimiento posterior. Asimismo, te permitirá consultar la información obtenida en tu búsqueda de empleo y te evitará situaciones embarazosas y meteduras de pata (como confundir el nombre del director de recursos humanos de una empresa con el de otra). Por otro lado, todos los datos recogidos te serán muy útiles a la hora de retocar tu CV, redactar cartas de presentación o personalizar tus emails.

- – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – –

En el mundo corporativo, muchos negocios fracasan porque no han dedicado el suficiente tiempo a la realización de un estudio de mercado en condiciones. De la misma manera, muchas personas fallan en la búsqueda de empleo porque no conocen en profundidad a su “público objetivo”, es decir, las empresas -y, dentro de ellas, a los reclutadores y directivos- a las que presentarán sus candidaturas, ni a su “competencia” (el perfil medio de los candidatos que se presentarán a los mismos procesos de selección).

En las próximas entregas de esta serie de artículos, te contaremos cómo elaborar un CV que destaque entre los demás y los mejores trucos para asegurarte de que tus emails lleguen a la persona correcta y no acaben en la papelera o, lo que es peor, en la carpeta de spam del receptor.

Imagen: “The detective” de Paurian, Licencia CC BY-NC-ND 2.0

Nota. Si quieres saber cómo se hace un buen estudio de mercado a nivel corporativo, te recomiendo que eches un vistazo a este interesante documento que podrás encontrar en la página web de la Universidad Alfonso X el Sabio.

- Otros artículos de esta serie -

1.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia
2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado
3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV
4.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV
5.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo
6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista de trabajo
7.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (y VII): Construyendo tu imagen de marca personal

- Serie de posts disponible en .pdf –

Si quieres leer y descargarte un whitepaper con todos los artículos de esta serie -ampliados y actualizados-, lo tienes disponible en la cuenta de SlideShare de Milton Factory.

Si te ha gustado este post puedes compartirlo:  



Escrito por: Mauro Xesteira | Tags: , , , , , , , , , , , , ,

free plagiarism checker

8 Comentarios sobre “Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado”:

  1. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia | miltonfactory blog | Blog de Marketing On line Comentó:

    [...] los siguientes posts de esta serie, abordaremos cuestiones como la investigación de mercados aplicada a la búsqueda de empleo y la elaboración de CVs, utilizando técnicas del Marketing y la [...]

  2. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV | miltonfactory blog | Blog de Marketing On line Comentó:

    [...] diseñar tu plan estratégico para encontrar trabajo y realizar una exhaustiva investigación de mercado, llega el momento de ponerte manos a la obra con la elaboración de tu [...]

  3. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV Comentó:

    [...] 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado [...]

  4. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo Comentó:

    [...] 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado [...]

  5. 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista de trabajo Comentó:

    [...] E.- El público objetivo. En este caso, tu “público objetivo” es la persona que te va a entrevistar y a la que vas a tener que convencer para que te elija entre otros muchos candidatos. Si quieres aumentar las posibilidades de que te escojan a ti, es fundamental que conozcas los gustos, las inquietudes y la forma de pensar del responsable del proceso de selección. Si no sabes cómo obtener estos datos y quieres aprender cómo tener acceso a un montón de información de utilidad (gracias a la cual tendrás una preparación muy superior a la de la media de otros candidatos), te recomiendo que eches un vistazo al segundo post de esta serie en el que hablábamos sobre cómo hacer una buena “investigación de mercado”. [...]

  6. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (y VII): Construyendo tu imagen de marca personal Comentó:

    [...] Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado 3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV 4.- Las [...]

  7. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo | orientadorespalencia Comentó:

    [...] Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado 3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV 4.- Las [...]

  8. Las mejores técnicas de Marketing para e... Comentó:

    [...] Siguiendo con la serie de posts dedicada a la aplicación de las mejores técnicas del Marketing, la Comunicación y la Publicidad para la búsqueda de empleo, hoy veremos cómo podemos utilizar los distintos métodos y herramientas que se engloban en el área de la Investigación de Mercados con el fin de aumentar nuestras posibilidades de encontrar trabajo.  [...]

¿Y tú qué opinas? Deja tu comentario:



También podría interesarte:

La primera regla del customer experience: no maltratar ...
Las mejores técnicas de Marketing para encontrar traba...
Las mejores técnicas de Marketing para encontrar traba...