Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista de trabajo

Estrategias de Marketing1.871 lecturas

Sin duda alguna, la entrevista de trabajo es la fase más determinante dentro de un proceso de selección. Aunque otras etapas, como aquella en la que elaboramos nuestro currículum, son fundamentales para conseguir un nuevo empleo, es durante la entrevista de trabajo (ya sea telefónica o presencial) cuando más caros se pagan los errores.

Superando la entrevista de trabajoEn las agencias de marketing y publicidad tenemos que preparar presentaciones de campañas ante potenciales clientes, pertenecientes a todo tipo de sectores, con cierta frecuencia. Para nosotros, estas reuniones son muy parecidas a las entrevistas que forman parte de un proceso de selección pues, en la mayoría de los casos, competimos con otras agencias similares a la nuestra para hacernos con la cuenta del cliente. De este modo, con el fin de aprovechar mi propia experiencia, he pensado en enfocar el tema de la preparación de la entrevista de trabajo como si se tratase de un concurso de agencia.

1.- Preparando la entrevista de trabajo

Uno de los documentos más importantes que las agencias de marketing y publicidad tienen que elaborar cuando se presentan a un concurso, convocado por un posible cliente, es el que se conoce como briefing.

En realidad, y para hablar con algo más de propiedad, el briefing podría dividirse en dos: el briefing de cliente y el briefing de agencia (o publicitario). En resumidas cuentas, el primero consiste en un texto en el que una empresa explica a una agencia de marketing o publicidad una serie de puntos relacionados con una campaña que le gustaría poner en marcha, ofreciendo información sobre los objetivos a conseguir, los medios disponibles, el público objetivo, el mercado en el que opera, etcétera. El segundo, es decir, el briefing de agencia es un documento en el que se recogen y complementan los datos contenidos en el briefing de cliente, añadiendo una serie de conclusiones derivadas, por un lado, de un profundo análisis histórico y contextual de la compañía y, por otro, del contrabriefing (un texto que contiene las respuestas a las preguntas formuladas al anunciante durante el proceso).

De este modo, la elaboración de un buen briefing de agencia es fundamental para entender las necesidades del cliente y llevar a cabo una presentación que cumpla con sus expectativas.

Para preparar una entrevista de trabajo, de la misma manera que lo harían las mejores agencias, tomaremos prestados tanto el esquema general como algunos de los puntos que debe tener todo buen briefing publicitario. En otras palabras, vamos a ver cómo elaborar un briefing que te ayude a superar con éxito la entrevista de trabajo.

En el caso de que te hayas inscrito a un proceso de selección (tras responder a una oferta que hayas encontrado en un portal de búsqueda de empleo, una revista o un diario) ya tienes tu “briefing de cliente”: el texto donde se publica la oferta de empleo. En este documento encontrarás una valiosa información que te será muy útil a la hora de elaborar tu propio “briefing de agencia” al que llamaremos briefing del proceso de selección.

Si has optado por entrar en contacto con una compañía mediante una candidatura espontánea, tendrás que ponerte manos a la obra y buscar cuáles son las necesidades concretas y los objetivos de la empresa en la que te gustaría trabajar.

Una vez que tenemos delante nuestro “briefing de cliente”, ya tenemos todo lo necesario para comenzar a elaborar nuestro particular briefing del proceso de selección.

Al igual que los briefings de agencia, tu documento debe tener al menos los siguientes puntos:

A.- Un encabezado, con los datos básicos de la empresa y el nombre del entrevistador, así como la fecha en la que tendrá lugar la entrevista de trabajo.

B.- Información detallada sobre la compañía y el sector en el que opera (datos que podrás conseguir realizando una sencilla búsqueda en Google).

C.- Objetivos de la empresa y sus necesidades concretas. En otras palabras, qué es lo que necesita la compañía y por qué quiere contratar a una persona (en lugar de recurrir a una firma de outsourcing). Asimismo, averigua por qué la empresa necesita la ayuda de un nuevo trabajador (por ejemplo, porque quiere poner en marcha un proceso de expansión internacional, introducirse en un nuevo mercado, etc.). En la mayoría de las ocasiones, esta información puedes encontrarla en tu “briefing de cliente” (la oferta de trabajo).

D.- Características del “producto o servicio” que vas a comercializar (piensa que lo que vas a poner a disposición de la empresa que te contrate son tanto tus habilidades como tu esfuerzo). Es decir, en este apartado deberás escribir claramente qué es lo que esperan de ti y cómo vas a transmitir que eres la persona que están buscando.

E.- El público objetivo. En este caso, tu “público objetivo” es la persona que te va a entrevistar y a la que vas a tener que convencer para que te elija entre otros muchos candidatos. En caso de querer aumentar las posibilidades de que te escojan a ti, es fundamental que conozcas los gustos, las inquietudes y la forma de pensar del responsable del proceso de selección. Si no sabes cómo obtener estos datos y quieres aprender cómo tener acceso a un montón de información de utilidad (gracias a la cual tendrás una preparación muy superior a la de la media de otros candidatos), te recomiendo que eches un vistazo al segundo post de esta serie en el que hablábamos sobre cómo hacer una buena “investigación de mercado”.

F.- Detalles de la entrevista de trabajo: la duración, el idioma en la que se llevará a cabo, la existencia o no de determinadas pruebas como una dinámica de grupo, etc. Si tienes dudas sobre la entrevista (como, por ejemplo, la mejor forma de llegar en transporte público o si es necesario ir con traje), no tengas miedo de preguntar a los responsables del proceso de selección.

G.- Lo que la empresa piensa en invertir en ti o el presupuesto que tiene para cubrir su necesidad. Es decir, el salario, las condiciones laborales, los beneficios sociales, etc. En este punto sería interesante descubrir si la compañía está dispuesta a ofrecer un “precio” por encima, por debajo o alineado con el mercado.

¿Te parece que la realización de tu briefing de proceso de selección es una pérdida de tiempo? Piensa que sólo por haber redactado este documento ya habrás realizado la mayor parte de la preparación que necesitarás para presentarte a una entrevista de trabajo con más garantías que la mayoría de los candidatos.

A partir de este momento sólo te queda repasar unas cuantas veces tu CV, releer tu briefing y realizar un buen número de simulaciones de la entrevista de trabajo respondiendo, en voz alta, a las clásicas preguntas que se suelen hacer en estas ocasiones.

Por otro lado, no pienses que porque te hayas presentado a unos cuantos procesos de selección ya eres todo un experto en la materia y, por tanto, no necesitas una preparación previa. Steve Jobs, el que fuera CEO de Apple, aunque estaba muy acostumbrado a hablar en público y presentar ante los medios las novedades de su empresa, era un maniático del ensayo. Tanto es así que, siempre que sus obligaciones se lo permitían, se ponía manos a la obra con la organización de sus presentaciones meses antes de que tuvieran lugar.

Si todavía piensas que una planificación exhaustiva de tu entrevista de trabajo no es determinante, tal vez te convendrá saber que, según un estudio del grupo de recursos humanos Adecco, tres de cada cinco entrevistas “no son superadas por falta de preparación del candidato.

2.- Durante la entrevista de trabajo

Como en el caso de las presentaciones comerciales, la entrevistas de trabajo no son más que reuniones en las que te ofrecen una oportunidad para convencer a la persona que tienes delante de que tu producto o servicio (en este caso, tu trabajo) es mejor que el de la competencia.

Por este motivo ¿por qué no adoptar una mentalidad positiva y “vendedora”? Muchos de los candidatos van a este tipo de entrevistas con un espíritu derrotista, pensando que sólo por atenderles les están haciendo un favor. Ten en cuenta que si te han convocado a un proceso de selección es porque tienen una necesidad no cubierta y, por otro lado, no olvides que sin el esfuerzo de sus empleados ninguna compañía sería capaz de crecer. En otras palabras, piensa que posees un producto valioso y necesario para la empresa a la que te gustaría incorporarte.

Por otra parte, las actitudes de desesperación (del tipo “necesito este trabajo porque no tengo dinero”) suelen echar atrás a los seleccionadores. En su lugar, te recomiendo que pienses: “sólo tengo que explicar a la persona encargada del proceso de selección por qué soy el candidato ideal”.

Asimismo, si tienes miedo a esas preguntas “indeseables” que se repiten con bastante frecuencia en los procesos de selección como: “cuéntame una situación en la que cometiste un error y cómo lo solucionaste” o “dime qué es lo que menos te gusta de ti”, prepara un documento con respuestas ingeniosas a estas cuestiones incómodas y repásalo el día anterior a tu cita con el seleccionador.

En resumidas cuentas, es mejor que dejes las improvisaciones para los músicos de jazz. Cuanto más preparado vayas a una entrevista, mejor te saldrá. De este modo, acuérdate de memorizar tu propuesta de valor, tu unique selling proposition y tu posicionamiento y no olvides transmitirlos durante la entrevista (si estos términos te suenan a chino, puedes echar una ojeada al primer post de esta serie, donde te explicamos estos y otros conceptos).

Por otro lado, trata de mostrarte relajado y no pretendas ser una persona distinta a quien realmente eres, pues los profesionales de recursos humanos suelen tener desarrollado un sexto sentido que les avisa cuando se encuentran delante de un “vendehumos”.

En relación a la forma de contar tu experiencia profesional y formación, no es recomendable que expongas tus logros académicos y laborales como un loro. En su lugar, trata de transmitir tu información como si de una historia se tratase –lo que en Marketing se conoce como storytelling–, evitando recurrir a cifras y fechas con mucha frecuencia (recuerda que esos datos ya los tiene el entrevistador en tu CV y que, en el caso de que desee conocer algún detalle concreto, te lo hará saber).

Por último, el cuidado de la imagen es tan importante como la oratoria. Ya sabes a lo que me refiero. Si vas a ser el padrino en un bautizo tradicional, nunca se te ocurriría presentarte en chanclas y bermudas a la ceremonia. Con esto no quiero decir que tengas que ir vestido de etiqueta a todas las entrevistas. Por ejemplo, si navegando por la web de una empresa que te ha concedido una entrevista de trabajo, ves una foto de grupo con todos sus trabajadores vistiendo ropa de sport, tal vez no sea muy buena idea que te presentes engalanado como si fueras a recoger un premio Nobel, pues pensarán que no vas a pegar ni con cola con el resto de tus compañeros. No obstante, si no sabes qué ponerte, es preferible que vayas trajeado antes que con el “chándal de los domingos”.

3.- Haciendo un seguimiento de la entrevista de trabajo

Una vez que has vuelto a casa después de la entrevista de trabajo, no te olvides de hacer un análisis de la misma, escribiendo lo que crees que ha salido bien y lo que ha salido mal, con el fin de mejorar en la siguiente ocasión. Por ejemplo, si la reunión se ha desarrollado en inglés y en algunos momentos te has sentido completamente perdido, apunta las acciones que vas a llevar a cabo para ponerte al día con la lengua de Shakespeare.

También, al igual que se hace en el ámbito comercial, sería conveniente que hicieses un seguimiento del proceso de selección, mandando un email o llamando por teléfono a la persona que te entrevistó, en caso de no tener noticias de ella en un periodo de tiempo prudencial.

Por último, no te olvides de estar localizable y revisar tu email de contacto con cierta frecuencia. En otras palabras, si estás participando en un proceso de selección, no te marches a dar una vuelta en velero alrededor del mundo.

- – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – –

En el último post de esta serie hablaremos de cómo podemos construirnos una imagen de marca personal que nos acompañará durante toda nuestra carrera profesional y, seguidamente, publicaremos un whitepaper que recogerá todo el contenido de estos artículos, en un solo documento que podrás descargarte y leerlo cuando más te apetezca.

Actualización: Ya hemos publicado el whitepaper, que podrás leer y descargarte en la página de SlideShare de Milton Factory.

Imagen: “Jumping over the Great Wall” de Philip Larson, Licencia CC BY-SA 2.0

Nota: Si quieres ver un ejemplo de un briefing de agencia sencillo, pero que recoge todos los puntos fundamentales que debe tener este tipo de documento, te recomiendo que eches un vistazo a este modelo elaborado por Fernando de la Rosa.

- Otros artículos de esta serie -

1.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia
2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado
3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV
4.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV
5.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo
6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista de trabajo
7.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (y VII): Construyendo tu imagen de marca personal

- Serie de posts disponible en .pdf –

Si quieres leer y descargarte un whitepaper con todos los artículos de esta serie -ampliados y actualizados-, lo tienes disponible en la cuenta de SlideShare de Milton Factory.

Si te ha gustado este post puedes compartirlo:  



Escrito por: Mauro Xesteira | Tags: , , , , , , , , , , , , , , ,

free plagiarism checker

6 Comentarios sobre “Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista de trabajo”:

  1. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo Comentó:

    [...] 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista d… [...]

  2. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV Comentó:

    [...] 1.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado 3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV 4.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV 5.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista d… [...]

  3. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado Comentó:

    [...] 1.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado 3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV 4.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV 5.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista d… [...]

  4. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia Comentó:

    [...] 1.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (I): Estableciendo una estrategia 2.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (II): Investigando el mercado 3.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (III): Elaborando tu CV 4.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (IV): Enviando tu CV 5.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista d… [...]

  5. Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (y VII): Construyendo tu imagen de marca personal Comentó:

    [...] técnicas de Marketing para encontrar trabajo (V): Consiguiendo la entrevista de trabajo 6.- Las mejores técnicas de marketing para encontrar trabajo (VI): Superando con éxito la entrevista d… 7.- Las mejores técnicas de Marketing para encontrar trabajo (y VII): Construyendo tu imagen de [...]

  6. El Marketing para encontrar trabajo | blogempleosalamanca Comentó:

    [...] con éxito la entrevista: En este enlace está el contenido completo. Destacan que hay que informarse todo lo posible sobre la empresa y [...]

¿Y tú qué opinas? Deja tu comentario:



También podría interesarte:

Las mejores técnicas de Marketing para encontrar traba...
Las mejores técnicas de Marketing para encontrar traba...
Las mejores técnicas de Marketing para encontrar traba...