Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscadores (I)

Marketing en Buscadores1.206 lecturas

El SEO (Search Engine Optimization, que podría traducirse al español como Optimización en Motores de Búsqueda) es una disciplina que se remonta al origen de los primeros buscadores en Internet, a finales de la década de 1990.

Pese a su relativa juventud, en la actualidad podemos encontrar una extensa y variada literatura, en forma de libros, artículos, ebooks y posts, en la que se tratan los mil y un aspectos relacionados con esta especialidad. No obstante –fundamentalmente debido a que las plataformas de búsqueda modifican sus algoritmos periódicamente–, hay mucha confusión sobre qué acciones podemos poner en marcha o qué técnicas podemos utilizar con el fin de mejorar, de forma efectiva, el posicionamiento natural de páginas web personales, profesionales, corporativas o institucionales, en los buscadores.

Aunque este tema daría para escribir una enciclopedia de varios volúmenes, no todo el mundo tiene el tiempo necesario para profundizar en esta disciplina ciertamente compleja. Por este motivo, y pensando en aquellos que no son expertos en la materia, he considerado que sería interesante condensar en 10 puntos –divididos en dos posts– las claves para conseguir escalar posiciones en los principales buscadores, con independencia de los cambios que se introduzcan, en el futuro, en los algoritmos de búsqueda.

[Actualización: Debido a la extensión de los temas a desarrollar, dividiré el contenido de esta serie de posts en tres artículos, en lugar de dos como estaba previsto en un primer momento]

1.- Elabora una estrategia de posicionamiento y crea tu propia lista de palabras clave

Como en todos los proyectos de cierta envergadura, es recomendable no ponerse manos a la obra sin haber planificado antes el trabajo a realizar. De este modo, te recomiendo que elabores un plan estratégico de posicionamiento, definiendo claramente tus objetivos.

Como punto de partida, sería interesante que echases un vistazo al estado actual del posicionamiento de tu página web en buscadores. Por ejemplo, puedes comenzar escribiendo en la caja de búsqueda de Google o de Bing el comando site:www.nombredetupaginaweb.com para ver el número de URLs de tu dominio que están indexadas actualmente. A continuación, sería recomendable que revisases los enlaces entrantes a tu web desde desde otras páginas (inbound links) o cuáles son los principales términos por los que los internautas acceden a tu site desde los buscadores (esta información puedes consultarla en Alexa o, si tienes algunos conocimientos técnicos, a través de la plataforma Google Webmaster Tools).

Otra cuestión fundamental que no puedes pasar por alto es la creación de una lista de palabras clave (keywords), buscando aquellas que mejor definan el contenido de tu página web. Dentro de este listado incorpora palabras de uso común y también expresiones muy específicas o “de nicho”. Asimismo, piensa en aquellas expresiones por las que te gustaría que te encontrase tu público objetivo, cuando esté haciendo una búsqueda en Bing, Yahoo! o Google. De este modo, si tienes una tienda online especializada en la venta de alpargatas de confección tradicional, no olvides incluir expresiones como “alpargatas de esparto”, “zapatillas de esparto” o “alpargatas de cuña” además de “comprar alpargatas” o “alpargatas”. Si te sientes un poco perdido en la elaboración de tu lista de palabras clave o quieres validar las expresiones que has seleccionado (para ver si realmente son significativas, en cuanto al número de búsquedas), te recomiendo que utilices la herramienta Google Keyword Tool.

Por otro lado, elabora una clasificación de las principales URLs de tu site, dándoles valores cercanos a 10 a las más importantes para ti (según tus objetivos de posicionamiento), y valores próximos a 1 a las menos relevantes. Por cierto, si quieres empezar con buen pie en el mundo del posicionamiento en buscadores, no olvides crear URLs semánticas, empleando el mismo idioma que tus textos y que resuman el contenido de la página en cuestión. Por ejemplo, para una empresa de restauración que ofrezca servicio de catering, es mejor crear una URL para esta sección con el nombre www.nombredominio/servicios/catering que www.nombredominio/services/001).

Asimismo, si vas a poner en marcha un plan de generación de contenidos online extendido en el tiempo –algo altamente recomendable–, deberás elaborar una guía que recoja, entre otros aspectos, el tipo de textos, imágenes y otros elementos visuales que vas a crear, cuál va a ser tu frecuencia de publicación, el tono del lenguaje a emplear y todo lo relacionado con la edición de tus contenidos.

Por último, no te olvides de crear un documento en el que se recopilen todos los aspectos definidos en tu plan estratégico de posicionamiento en buscadores, para poder utilizarlo como referencia en el futuro.

2.- Genera contenidos de calidad

Uno de los principales objetivos de las plataformas de búsqueda es presentar a sus usuarios información relevante y de calidad, evitando mostrar en sus páginas de resultados aquellas webs que ofrecen contenidos con poco valor añadido.

De este modo, si tu meta consiste en escalar posiciones en los buscadores para aquellas palabras clave por las que te gustaría que tu público objetivo te encuentre, una de las acciones más efectivas que puedes poner en marcha es la generación de contenidos útiles y de calidad, entendiendo por “contenidos de calidad” la creación de artículos, posts, vídeos, infografías, revistas online, y un largo etcétera, que aporten algo realmente novedoso y de alto valor para aquellos que los van a consumir.

Para elaborar textos y otros materiales que enganchen a tu audiencia, al mismo tiempo que mejoras tu posicionamiento en buscadores, te recomiendo que:

- Te pongas en el lugar de la persona “tipo” que te gustaría que leyera tus textos o viera tus imágenes y vídeos. De este modo, conectarás mejor con tu público objetivo consiguiendo, de forma indirecta, un mayor número de enlaces desde otras páginas web y recomendaciones en redes sociales (lo que también contribuirá a mejorar tu posicionamiento).

- Elabores contenidos originales, pues la copia de fragmentos o las traducciones literales de páginas web redactadas en otros idiomas son unas prácticas cada vez más penalizadas por parte de las plataformas de búsqueda.

- Utilices, en tus textos, las expresiones incluidas en la lista de keywords que concebiste durante la fase de creación de tu plan estratégico de posicionamiento. Una vez más, si no quieres ser sancionado por los buscadores, no introduzcas estas palabras de forma forzada y redacta tus contenidos usando un lenguaje natural, recordando que estás escribiendo para personas y no para robots de búsqueda.

- No recurras de forma desmesurada al uso de palabras clave (lo que se conoce como keyword stuffing), pues podrías ser “castigado” por los motores de búsqueda. Con el fin de mantener una adecuada densidad de keywords, te aconsejo que emplees diferentes sinónimos de las palabras que te interese posicionar. Por ejemplo, si eres un artesano alfarero y quieres promocionar tus productos, evita sobrecargar tu web con la expresión “cerámica”, usando palabras como loza, azulejos, porcelana, terracota, arcilla, alfarería, etc.

- Cuides el aspecto gráfico de los contenidos, además de etiquetar correctamente imágenes y vídeos (profundizaré en este aspecto más adelante). Por otro lado, es aconsejable que los elementos de texto claves de tu página web, como títulos de artículos o de secciones, no estén insertados dentro de imágenes, pues no podrán ser indexados por los buscadores de forma óptima (incluso aunque dichas ilustraciones estén correctamente etiquetadas).

- Resaltes las palabras que consideres más relevantes, recurriendo al uso de la negrita o cursiva.

- Introduzcas enlaces a dominios externos (outbound links), siempre que lo estimes oportuno, para que tus lectores puedan ampliar información.

Si no sabes por donde empezar o no tienes tiempo para desempeñar esta tarea, en la actualidad hay un buen número de empresas que se dedican a la puesta en marcha de acciones de posicionamiento en buscadores a través de la generación de contenidos. Eso si, te recomiendo que huyas de aquellas que te prometen la elaboración de cientos de textos user friendly y SEO friendly, de alta calidad a bajo precio.

3.- Crea contenidos con cierta frecuencia y mantén tu información actualizada

Desde hace ya bastante tiempo, los principales buscadores posicionan mejor los contenidos más recientes, en relación a los más antiguos, sobre todo en el caso de Google. Por este motivo, si no quieres perder el nivel de posicionamiento alcanzado por tu página web para términos de búsqueda distintos de tu nombre comercial o el dominio que hayas registrado, es muy recomendable que des un lavado de cara a tu página web cada cierto tiempo (tratando de que toda la información ofrecida esté totalmente actualizada) y elabores nuevos contenidos con frecuencia.

En otras palabras, si tienes una web con contenidos estáticos y que no han sido modificados en varios meses (o años), lo más normal es que vayas perdiendo poco a poco el posicionamiento orgánico que hayas conseguido alcanzar.

4.- Presenta los contenidos de forma ordenada y fácilmente accesible

Uno de los propósitos fundamentales de los buscadores es que la gente encuentre aquello que busca de forma rápida y sencilla. Por este motivo posicionan mejor aquellas webs que tienen una estructura y navegabilidad sobresalientes. De este modo, si quieres tener un buen posicionamiento en buscadores, es imperativo que diseñes la arquitectura de tu página web respetando al máximo los principios de usabilidad y tratando de dar a tus visitantes la mejor experiencia de navegación (es decir, que el usuario sepa en cada momento en qué parte de tu página web se encuentra y cómo puede acceder a las demás secciones de forma rápida e intuitiva, a través de menús y enlaces internos).

Por otro lado, desde mi punto de vista, un diseño limpio es capital para evitar que los usuarios se pierdan dentro de una página web. Así, la inclusión de decenas de elementos que no aportan nada al visitante de una página (como ofrecer información meteorológica local en una web de venta de ordenadores por Internet) es una opción totalmente desaconsejable.

Por último, si tienes muchas ideas o conceptos que mostrar en una sección o apartado de tu página web, es aconsejable que dividas la información en puntos temáticos o listas.

5.- Ofrece a las plataformas de búsqueda información sobre los contenidos que pueden encontrarse en tu página web

Cuando surgieron los primeros buscadores, por limitaciones de tipo técnico, se otorgaba mucho valor –en términos de posicionamiento– a la información que proporcionaban los propios webmasters a los motores de búsqueda, mediante instrucciones y etiquetas insertadas en el código HTML (fundamentalmente en el header). Como en casi todos los ámbitos donde hay intereses económicos o comerciales, no tardó en extenderse la picaresca entre un buen número de propietarios de páginas web que suministraban información falseada a las plataformas de búsqueda, con el fin de mejorar artificialmente su posicionamiento. Por este motivo, este tipo de datos incluidos en el código HTML son cada vez menos determinantes para los buscadores, a la hora de posicionar URLs. De hecho, la información contenida en algunas de las etiquetas antes mencionadas son totalmente obviadas por algunos motores de búsqueda, como es el caso de la metaetiqueta “Keywords”, que no es tenida en cuenta por los algoritmos de Google, en la determinación del posicionamiento de una página web.

No obstante, en todo plan de SEO debe contemplarse, como mínimo:

- La elaboración de una meta description distinta para las diferentes URLs de nuestra página web (sin olvidar incluir las palabras clave a las que nos hemos referido anteriormente). La meta description es el texto que suele aparecer debajo de cada uno de los resultados ofrecidos, tras realizar una búsqueda en Bing, Yahoo! o Google (véase recuadro rojo en la siguiente imagen).

- La creación de un title (o page title) formado por keywords que describirán, sucintamente, el contenido de cada URL. El title es lo que se muestra en la parte superior de los navegadores, al cargar una página web y es utilizado por los buscadores para generar títulos en sus resultados de búsqueda.

.- El uso de cabeceras (o headings) H1, H2, H3, etcétera, para resaltar títulos de secciones o puntos clave.

- La generación de un documento sitemap que, más adelante, deberemos “enviar” a los principales buscadores. ¿No sabes cómo hacer un sitemap y mandárselo a las plataformas de búsqueda? Los chicos de Google te lo explican en un artículo titulado Creating Sitemaps.

- La construcción de enlaces internos con anchor texts descriptivos y que contengan palabras clave (por ejemplo, en un enlace de tipo call to action, insertado en una página donde se comercializa la asistencia a seminarios, es mejor poner “Reserva tu plaza en el seminario” o “Apúntate al seminario” antes que que “Haz click aquí”)

- La inserción de alt text tags en todas las imágenes que incluyas en tu página web. Asimismo, es conveniente que optimices los nombre de los archivos que contengan imágenes, eligiendo un título descriptivo (por ejemplo, si vas a subir a tu página web una fotografía de una bufanda negra de caballero es preferible que se llame bufanda-negra-caballero.gif que img001.gif).

- La confección de un video sitemap (una extensión del protocolo sitemap), en caso de que en tu página web hayas insertado un conjunto de vídeos que te interese posicionar. En este documento podrás incluir ciertos aspectos de tus vídeos como su título o su duración. Del mismo modo, es recomendable que notifiques a los buscadores la eliminación de un vídeo de tu página web. ¿No sabes cómo hacer todo esto? En el artículo Video Best Practices, elaborado por Google, te lo explican de una manera bastante sencilla.

- Por último si, por el motivo que sea, no quieres que alguna de las URLs, directorios o imágenes de tu página web puedan ser indexados por los buscadores, puedes crear un archivo robots.txt.

Para generar el conjunto de etiquetas, instrucciones y archivos citados en este apartado te será muy útil la clasificación de URLs y la lista de keywords que elaboraste en la fase de planificación de tu estrategia de posicionamiento. Por otro lado, al igual que te recomendé en el primer punto de este post, recuerda no caer en la tentación de hacer keyword stuffing en los meta descriptions, titles, cabeceras, anchor texts o alt texts tags.

Hasta aquí las cinco primeras claves para mejorar el posicionamiento natural en buscadores de tu página web, o empezar con buen pie en caso de que estés comenzando a crearla desde cero. En el siguiente post segundo y tercer posts me focalizaré en el SEO off page y en la importancia de la interacción en redes sociales para conseguir un buen posicionamiento. Por otro lado, también explicaré por qué es fundamental que monitorices y analices el tráfico de tu página para mejorar su posicionamiento natural y expondré todas aquellas cosas que no debes hacer si quieres evitar que los motores de búsqueda penalicen tu web.

Actualización. A continuación te dejamos el eBook que recoge los puntos desarrollados en este post, junto con los contenidos de los otros 2 artículos de la serie “Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscadores” (también hemos subido esta guía de SEO a nuestra cuenta de SlideShare, donde podrás descargártela gratuitamente en formato .pdf).

Si te ha gustado este post puedes compartirlo:  


Escrito por: Mauro Xesteira | Tags: , , , , , , , , , , , , , , ,

free plagiarism checker

6 Comentarios sobre “Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscadores (I)”:

  1. luis Comentó:

    Se agradece tus explicaciones y se tienen en cuenta para mejorar siempre.

    saludos

    Luis

  2. Mauro Xesteira Comentó:

    Muchas gracias, Luis, por tu comentario y tus palabras de agradecimiento.

    En unos días subiremos la segunda parte del post :-)

  3. Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscadores (II) Comentó:

    [...] mi post anterior editado en el Blog de Milton Factory (si te lo has perdido, te recomiendo que le eches un vistazo antes de continuar) me centraba en la [...]

  4. Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscadores (y III) Comentó:

    [...] Como ya vimos en el segundo punto de este decálogo, desarrollado en el primer post de esta serie, esfuérzate por crear contenido de calidad también en redes sociales. En efecto, si has destinado [...]

  5. Cabarceno Comentó:

    Pero esto es válido para todos los buscadores o hay que hacer algo en particular para cada uno de ellos???

  6. Mauro Xesteira Comentó:

    Hola,

    En primer lugar, muchas gracias por tu comentario. Tu pregunta es muy interesante pues muchas personas piensan que el SEO es una labor que se limita a la implementación de una serie de técnicas determinadas, según el buscador en el que se desee mejorar el posicionamiento.

    Cada algoritmo de búsqueda tiene unas peculiaridades concretas y posiciona las URLs según diferentes criterios. Por ejemplo, se dice que Yahoo da mucho valor a aquellas páginas que nacieron hace varios años frente a las más nuevas y Google da más importancia a aquellas con contenidos actualizados recientemente, respecto a las que llevan un tiempo sin actualizarse. Estas circunstancias hay que tenerlas en cuenta, pero teniendo presentes dos aspectos:

    1.- Las especificaciones concretas de los algoritmos de los buscadores como Google o Yahoo! no son públicas (otra cosa es que existan “guías de buenas prácticas” elaboradas por las propias plataformas de búsqueda). Esto tiene como consecuencia que en el “mundillo del SEO” se trabaje siempre con especulaciones, más o menos acertadas.

    2.- Los algoritmos de búsqueda sufren constantes actualizaciones (varias veces al año) y un “truco” que funcionaba muy bien hoy puede que mañana no sirva para nada con lo que, si recurrimos a ellos en exceso, corremos el riesgo de haber tirado nuestro tiempo y/o nuestro dinero a la basura.

    De este modo, yo siempre recomiendo la implementación de acciones de SEO “a prueba de cambio de algoritmo”. Si te fijas en los consejos contenidos en este post y los dos siguientes, todas las recomendaciones giran en torno a la aportación de valor para los visitantes de una página web, así como la mejora de la usabilidad. Por último, muchos de los tips que circulan en Internet están totalmente prohibidos por los motores de búsqueda (ver punto 10 en el tercer post) y su utilización está totalmente desaconsejada.

    Un saludo.

¿Y tú qué opinas? Deja tu comentario:



También podría interesarte:

Las 10 claves para mejorar tu posicionamiento en buscad...
Hoy es Marketing Madrid 2013: 10 claves determinantes p...
Negative SEO (I): qué es y cómo pueden utilizarlo con...